Ella es la primera mujer en ganar el premio a mejor barista del mundo

lunes 25 de junio


Rosa Molinero Trias 

Tres años atrás, una barista se preguntaba ante la ausencia de mujeres: "¿Es este campeonato una fiesta de la salchicha?"

Por primera vez en la historia, una mujer ha ganado el premio a la Mejor Barista del Mundo en el World Barista Championship, que se ha celebrado en Ámsterdam del 20 al 23 de junio. La ganadora es Agnieszka Rojewska, de Full Pro Coffee, que representó a Polonia.



Esta es la clasificación de los finalistas:

1. Agnieszka Rojewska, Polonia

2. Lex Wenneker, Países Bajos

3. Mathieu Theis Switzerland

4. Michalis Katsiavos, Grecia

5. Cole Torode, Canada

6. John Gordon, Nueva Zelanda


Los competidores tenían que preparar un espresso, una bebida con leche y una bebida de creación propia para cada uno de los 4 miembros del jurado. 12 bebidas con café en un máximo de 15 minutos. Para calificar a los concursantes, se han tenido en cuenta criterios como el sabor, el aroma, la textura y la crema pero también, la limpieza y orden de la estación y, en el caso de la bebida creativa, los aspectos visuales y una presentación atractiva. Por supuesto, tal y como sucede en los campeonatos de coctelería, también son claves las habilidades que tiene el barista para tratar con el cliente: cómo se proporciona la información sobre el café y la presentación de cada taza tienen que ser los apropiados.


Agnieszka, a razón del jurado, cumplió con todos estos requisitos. Con un café de Mesina, Etiopía, de la marca Project Origin Coffee de los cafeteros CM Selections, del que dijo haberse enamorado, elaboró las tres bebidas, que presentó al jurado tal y como si los estuviera iniciando en el mundo del café de especialidad.


Estas fueron sus palabras de presentación: “La industria del café está evolucionando rápido: lo que era nuevo ayer, hoy ya es normal, lo que es algo bueno y excitante porque es así como podemos llegar a probar una taza de café perfecta. Pero todo esto me dejó pensando: '¿Hacia dónde vamos? ¿Cuál es el futuro del café de especialidad?'. Yo lo encontré en el pasado, donde todos empezamos, en una cafetería. Donde disfrutamos una taza de café al máximo gracias al talento de un barista y de su hospitalidad. Y hoy me gustaría llevaros de nuevo a esta primera visita a una cafetería”.

El primer café, con leche, es el que serviría a una persona que entra por primera vez al mundo del café de especialidad. Lo preparó en una bella taza que simulaba los colores del café que contenía: marronáceo en su capa inferior y blanquecino como la espuma de la leche por encima. Y aunque es una experta del latte art, simplemente lo decoró con un pequeño corazón.

El segundo, la bebida que debía condensar estilo libre y sello propio, es un intento por generar curiosidad, ofrecer más conocimientos y nuevas experiencias, contaba Agnieszka, que ofrecía los detalles justos y necesarios para apreciar el café sin colmar con tecnicismos que pudieran confundir. En esta taza, se combinaba el café espresso, una infusión de maracuyá y azúcar de coco, una infusión de roiboos y una leche “lavada” (y colada varias veces) con el ácido de la lima.

Con el tercer café, el espresso, hizo un despliegue visual para aprender a identificar mejor las características de la taza. Con un ábaco para cada jurado, mostró lo equilibrado de su acidez, dulzor y amargor y también se refirió a su suavidad y ligereza con una bola de madera pulida, así como a su textura, que cambiaba de lo aterciopelado a lo sedoso, con un trozo de tela por el que indicó deslizar la mano.

La ejecución de sus tres bebidas fue perfecta y supo transmitir con soltura y buena energía sus conocimientos y buen hacer mientras preparaba los cafés, tal y como puede comprobarse en el vídeo de su participación y como confirman desde Nømad Coffee, de Barcelona, que viajaron a Amsterdam para ver el certamen y ofrecer su café a los visitantes.

“Agnieszka Rojewska es una bestia de la competición”, opinaban desde el medio especializado European Coffee Trip. Esta barista, que empezó su carrera hace 10 años en una cadena de cafeterías y que ahora se dedica mayormente a la formación, lleva desde 2014 arrasando en los concursos nacionales e internacionales y ha cosechado 20 premios en estos 4 años. En 2017 fue la tercera mejor del mundo y también ganó otra competición en este mes de abril, la London Coffee Masters. En 2018 todavía le quedan dos campeonatos más, el Campeonato de Cafeteros en Polonia, que se celebrará el 1 de julio, y el World Latte Art Championship de noviembre en Brasil.

Es una gran noticia que una mujer llegue a lo más alto del mundo del café. Porque a pesar de que cada vez hay más mujeres baristas, tal y como opinan desde Nømad Coffee, la representación femenina en los campeonatos es muy desigual. En efecto, en este campeonato hubo solamente un 20% de mujeres baristas que participaron en la competición. Son estas: Zoe Lai (Taiwán), Anh Vu (Vietnam), Khadija Osk (Islandia), Geetu Mohnani (India), Adriana Chaparro (México), Lily Gadelshina (Rusia), Zenn Soon (Singapur), Joo Yeon (Corea del Sur), Pinar Aktepe (Turquía), Daria Pinchuk (Bielorusia) y la ganadora, Agnieszka Rojewska, que representó a Polonia.

Ya en 2015, Cerianne Bury, barista holandesa de éxito y coordinadora de la empresa de comercio de café Trabocca, se preguntaba hace unos años: "¿Es el World Barista Championship una fiesta de la salchicha?". Tras investigar un poco, llegaba a la conclusión que las mujeres no tenían representación suficiente en los campeonatos, estando siempre por debajo del 25% de participantes femeninas. Dejando de ganar premios, consideraba, se perdía visibilidad e influencia en el mundo del café, así como la posibilidad de tener mejores cargos y mejores sueldos. Y esto, en competiciones en las que se necesita una buena inversión para participar, es muy significativo (en el caso de WBC, la cifra es de unos 15 mil euros). Echando mano de estudios sobre ciencias del comportamiento, Bury explicaba que las mujeres suelen tener menor participación en concursos en los que se limita el tiempo y se añade presión, pero también en los que participan menos mujeres. Es un pez que se muerde la cola. En la misma línea, Sarah Gooding escribió su artículo para The Guardian, "Hay motivos para la queja: las mujeres baristas tienen dificultades para cambiar el mundo del café".



El WBC, que lleva celebrándose desde el año 2000, ha tenido una mayoría de hombres baristas entre sus finalistas, con victorias frecuentes de Dinamarca (4 victorias), Reino Unido (3 victorias), Estados Unidos, Australia y Noruega (2 victorias, respectivamente).

España empezó a participar en 2007 con Chiara Nicolini, entonces barista del Central Café de Barcelona, y que fue sucedida por Javier García, ahora Right Side Coffee Roasters, en 2009, momento en el cual nuestro país empieza a tener una presencia continuada en el concurso. Este año, España ha sido representado por el joven barista de 20 años, Daniel Kapeluykhovkiy, de Café de Finca Coffee Roasters.


Cabe destacar que en esta edición del WBC, como cada año, se ha batido el récord de participación y visitantes: 55 campeones de todo el mundo viajaron a Ámsterdam para hacer su demostración en el certamen y 11 mil personas acudieron a presenciar las actuaciones. Es una señal inequívoca que el interés por el café de especialidad sigue aumentando en todo el mundo. La tercera ola del café todavía no ha roto en la orilla.

Texto original de:

https://www.playgroundmag.net/food/ella-es-la-primera-mujer-en-ganar-el-premio-a-mejor-barista-del-mundo_29987875.html

 



BUNN 13300.0004 VP17-3SS2U Pourover Commercial Coffee Brewer with One Lower and Two Upper Warmers, Stainless Steel
Cafe Oriental
Davinci
Lamitec
Sabarex
Eurote
Del Giorno
MegaCup
Mucafe